DOUGLAS STUART GANA EL PREMIO BOOKER CON UNA NOVELA SOBRE LA CLASE TRABAJADORA ESCOCESA

© cedoc “El señor Kilfeather era un bastardo parsimonioso; le gustaba trabajar en la tienda con cualquier persona a la que no tuviera que pagarle el sueldo completo de un adulto, y Shuggie encontró allí los turnos cortos que se ajustaban a su irregular escolaridad. En sus sueños, siempre tuvo la intención de salir adelante. Siempre le había gustado cepillar y jugar con el cabell...